Preguntas Frecuentes

¿Qué es Pilates y en qué consiste?

Creado por J.H. Pilates (1880 – 1967), de origen alemán, se desarrolló mayoritariamente en Nueva York después de la emigración de su creador a Estados Unidos.
Es un Método que se basa en un sistema de movimientos fluidos y realizados con control. Para el cual el correcto uso de la respiración es esencial.
Durante una clase no se trata de hacer cuantas mas repeticiones mejor, sino que buscamos la calidad sobre la cantidad, “menos es mas”.

Se realizaran pocas repeticiones pero de muy variados ejercicios. De este modo el beneficio que conseguiremos sobre el cuerpo será mayor, evitando sobrecargas musculares o lesiones.
Pilates lo bautizó como “Contrología”. La mente y el cuerpo deben comprometerse activamente para lograr la amplitud física con el régimen de ejercicios de Pilates.


¿Es difícil practicar Pilates?

La práctica es accesible a todo el mundo puesto que se divide en diversos niveles. Por lo tanto la pueden practicar desde personas con problemas físicos, hasta deportistas de elite. Siendo igual de efectivo para ambos.

Es un método ideal para prevenir lesiones o para rehabilitarlas, para el desarrollo del niño, en embarazadas, deportistas y para cualquier persona que quiera mejorar su condición física y mental, y por lo tanto su calidad de vida.
El método Pilates a diferencia del trabajo de fitness de los últimos años, no trabaja por grupos musculares, sino que trabaja el cuerpo como un todo integrado.

La ejecución de los ejercicios de Pilates se distinguen siempre porque implican siempre el uso de TODO EL CUERPO.

El desarrollo uniforme de todo el cuerpo, es una disciplina mental y fí­sica, una ética de trabajo, una actitud para con uno mismo que resulta esencial para la mejora integral de la salud.


¿Qué beneficios aporta el Pilates?

A) Mejora general de la salud
Entendiendo “salud” como física y mental. Al hablar de mente mucha gente piensa en la meditación. Y lo que el Método Pilates consigue realmente es volver a activar conexiones sinápticas entre cuerpo y mente al equilibrar el trabajo del cuerpo y de la mente, estimulando miles de células que el cerebro deja de usar si se abandona físicamente.
Esto nos da mayor agilidad mental y relajación.
Además de mejorar nuestro sistema circulatorio y las funciones del organismo en general.

B) Desarrollo uniforme de todo el cuerpo
No se trabajan analíticamente los músculos sino como un todo. Teniendo en cuenta la importancia del trabajo en sinergia de nuestro organismo.
Se consiguen músculos largos y más estilizados (no hipertrofia) y fortalecer la musculatura profunda que por lo general tendemos a abandonar.

C) Enseña una respiración adecuada
Respiramos muchas veces al dí­a para dejar esta función al azar. Si se realiza correctamente, se depurara completamente nuestro organismo y el resto de funciones mejorara sensiblemente.


¿Adelgazaré haciendo Pilates?

Pilates no es ciertamente una actividad conocida como “quema-grasas”. Ahora bien, toda actividad física conlleva un consumo de calorí­as que provienen de las reservas energéticas que el cuerpo acumula, algunas en forma de glucógeno y otras en forma de grasa.

A partir, aproximadamente, de 20 a 30 minutos, en técnicas de intensa actividad muscular como es Pilates, acabadas las reservas de glucógeno, el músculo empezará a alimentarse de las reservas de grasa.

Quienes practican Pilates además, obtienen una apariencia física definida y estilizada en los músculos que, en lugar de redondearse o crecer en volumen como suele ocurrir con las pesas, se perfilan alargándose.

Con esta técnica de ejercicios se logra una cintura bien formada, así como la definición de brazos y piernas. La actitud del cuerpo cambia. Se está más erguido/a, se camina más derecho y se aprecia un cuerpo con una musculatura tonificada, que realza la armonía corporal.


¿En qué me ayudará Pilates en mi vida diaria?

Haciendo Pilates desarrollamos, mediante una interiorización de los movimientos nuestra consciencia corporal. Con esa conciencia, no pensaremos en el movimiento no solo durante la clase, sino que empezaremos a generar la misma conciencia en los movimientos que realizamos durante el desempeño de las actividades diarias.

Además, la tonificación de la musculatura profunda y superficial nos ayudará a estabilizar, obligándonos a organizar el cuerpo y mejorando así nuestra postura.

Los principios básicos y los principios del movimiento facilitan el logro de las metas a largo plazo. Las ventajas se pueden medir y percibir:

  • Coordinación
  • Fuerza
  • Movilidad
  • Movimiento fluido y eficiente
  • Postura correcta
  • Consciencia corporal
  • Sensación de Bienestar
  • Mejoría en la calidad de vida

Principios y Filosofía del Método

1. Control
“Lo ideal es que los músculos obedezcan a la voluntad. Lo razonable es que la voluntad no esté dominada por los actos reflejos de nuestros músculos. La Contrologí­a comienza con el control de la mente sobre el cuerpo.” J.H. Pilates.

2. Estabilización
“De la misma manera que se utilizan pequeños ladrillos para construir grandes edificios, el desarrollo de los músculos pequeños ayudará a desarrollar los grandes.” J.H. Pilates

3. Fluidez y Coordinación de movimientos
“El resultado de un correcto movimiento del cuerpo viene dado por un estado armónico, que se transluce en equilibrio y coordinación.” J.H. Pilates

4. Concentración
“El método Pilates consiste en que la mente vaya adquiriendo dominio sobre el control completo del cuerpo.” J.H. Pilates

5. Respiración
“Ante todo, aprende a respirar correctamente. Inhala llenando tus pulmones de aire. Exhala exprimiendo los pulmones hasta el último aliento.” J.H. Pilates

6. Precisión
“Es la realización completa, exacta y cuidadosa de cada movimiento. Cada movimiento importa.” J.H. Pilates